22 ene. 2007

Agatha Christie. Asesinato en el Orient Express


Lee Sheldon nos trae su segunda aventura inspirada en las novelas de Agatha Christie, Asesinato en el Orient Express (2006). La protagonista, Antoinette Marceau, a las órdenes del célebre Hercules Poirot, debe resolver el crimen por apuñalamiento en un tren donde todos los viajeros resultan sospechosos, salvo curiosamente ella misma y el belga del bigotillo. La trama se vuelve espesa e intrincada por la cantidad de personajes implicados, 19. Es difícil recordar qué acciones se relacionan con quién. Además, a cada uno habrá que interrogar, tomarle huellas dactilares, comparar huellas de pisadas con sus zapatos, volver a interrogar, registrar sus compartimentos... Toda esta retahíla de acciones rutinarias ralentizan enormemente el ritmo del juego, haciéndolo muy monótono y repetitivo. Durante las pesquisas no pasa prácticamente nada, por lo que esta ausencia de tensión dramática se acentúa y sume al jugador en el sopor.


Por tanto, el juego se basa en un ir y venir por el tren, en un abrir y cerrar compartimentos, recolectando datos y pistas en un orden muy concreto. para colmo el inventario es bastante incómodo de usar y requiere demasiados clics para manipular los objetos. Un punto a favor es la inclusión de una lista de objetivos ordenados por Poirot que aclara el camino, aunque a veces puedes quedarte atascado al haber pasado por alto una sola pista.

El diseño gráfico es correcto, elegante y fino en detalles del célebre Orient Express, aunque se echan en falta comentarios de la señorita Marceau acerca de las características estéticas y demás curiosidades del tren... ¡y eso que ella es empleada del ferrocarril!

En resumen, una aventura correcta en su ejecución pero con una jugabilidad muy lastrada por el propio concepto original: investigar minuciosamente a un montón de personajes encerrados en un espacio mínimo donde nada ocurre hasta el final (que se ofrece por partida triple, un acierto, en este caso).


MINIFICHA:
Perspectiva : 3ª persona
Acciones : tener conversaciones (diálogos opcionales al final); recoger, usar y combinar objetos en inventario; puzzles; leer textos; caza-píxel.
Duración : media-baja.
Dificultad : baja.


VALORACIÓN: solo para verdaderos fanáticos del orden y la minuciosidad.

SAVEGAMES:aquí

7 comentarios:

OvrLoRd dijo...

Buena aventura...no recuerdo demasiado la dificultad pero si que está entretenida..eso si un poco lio saber quien está en cada compartimento.. tenia que tocar todas las puertas cada vez que necesitaba encontrar a alguien :(( despiste mio supongo.
Umm ahora que lo pienso, no fue esta en la que perdí el cd cuando faltaba poco para acabarla?

En cualquier caso recomendable, buen recuerdo de ella.

saludos. Ovr[

(alguien tiene pendiente the feeble files para hacer un minianalisis jijijjij)

DeM dijo...

Señor revisor, tenemos una polizona a bordo ;-) ovr, te has equivocado de tren, tú estás hablando de The Last Express.

OvrLoRd dijo...

glub... anda que estoy buena yo...ya me habia emocionado... dije.. al fin habla de una a la que he jugado!!! pos no hala, un kilo de pasitas para la niña... retiro lo dicho pues... a ver el siguiente analisis si hay suerte.... (donde tendré la cabeza.... en las teclas.. solo veo teclas ultimamente...)no veo como borrar el comentario.. en fin

un saludo. Ovr[

el lobo dijo...

jajaja...ya me parecía a mí que algo olía mal...porque decir que AOE es entretenida...

Pero no lo borro porque tiene gracia, y además lo importante es participar, no?

merzedikas dijo...

estoy de acuerdo resulta cansado tener que entrar y salir constantemente de los compartimentos,los objetos y las pistas vienes con cuentagotas,de modo que cada avance que consigues requiere tener que recorrer el tren varias veces.Me ha gustado mucho el ambiente y los personajes,lo malo es que el final ya melo sabía(leí el libro hace años)

Zombiverdi dijo...

Como ya he comentado en otro lado, la he encontrado sosa y muy floja.

Saludos.

Ovr dijo...

efectivamente... se hace pesada... no la acabé aún pero llegariamos al mismo punto si pudieramos ponerles en fila y tomarles las huellas y recoger del tirón los pasaportes y evitarnos así inumerables paseos por los compartimentos...ahora ando en punto muerto... nadie quiere hablarme, y poirot me amenaza con nuestro pequeño trato sobre resolver el caso solitos... entre esta y scartches... ganas me dan de jugar de nuevo al monkey, simon o similar..

Un saludo. Ovr[