22 feb. 2009

The Last Express


TLE (1997) es la obra personal de Jordan Mechner, el creador de Prince of Persia. Se invirtieron 5 millones de dólares para llevar a cabo esta maravillosa aventura que no tiene parangón en el mundo del videojuego, tanto por sus valores artísticos como por su original concepción. Por desgracia la visión artística de Mechner no tuvo la acogida comercial esperada, de modo que TLE es considerado un fiasco de cara al público, a pesar de ser aclamada por la crítica. La trama nos transporta a la Europa de 1914, días antes del comienzo de la primera guerra mundial. El activista político Robert Cath sube a un tren en marcha, el Orient Express, para encontrarse con su amigo irlandés Tyler Whitney. A partir de ese momento Robert se jugará la vida en una intriga donde se mezcla un traficante de armas alemán, unos nacionalistas serbios, una espía austriaca, un magnate turco, un agente de seguros británico, un anarquista y un aristócrata ruso y su hija bailarina. Cada pasajero de este tren tiene su propia historia, que Robert irá descubriendo no sólo conversando con ellos sino también pegando la oreja a las conversaciones de los demás, algo decisivo para comprender mejor los recovecos de la trama.

Lo extraordinario de TLE es que todo ocurre en tiempo real, de modo que la vida en el tren transcurre a nuestro alrededor: los pasajeros vienen y van, dialogan unos con otros, entran y salen de sus camarotes, conspiran y matan. Dependiendo de nuestras acciones tendremos acceso a más información o podremos evitar que las cosas sucedan de una determinada manera. A veces nuestras acciones -- o falta de acciones -- provocarán acontecimientos que nos llevarán a la muerte. Pero entonces el juego nos devuelve a un momento anterior, para que así podamos cambiar nuestra estrategia y evitar el fatal desenlace.

Estamos ante una maravilla de diseño gráfico, donde se reproduce fielmente el Art Déco del Orient Express, y se usan actores reales que después son dibujados dando como resultado una estética de cómic. La genial banda sonora de Elia Cmiral acompaña puntualmente y subraya la tensión de ciertos acontecimientos. El sonido de los pasajeros sube o baja a medida que nos acercamos a ellos. Los personajes hablan en sus idiomas de origen, y dado que Cath es ducho en francés, ruso y alemán, podremos obtener subtítulos de sus conversaciones.

El tono de la jugabilidad pretende ser realista, hay pocos objetos usables y todos cumplen una función. Pero no se trata de una aventura clásica. Hay apenas un par de puzzles clásicos durante el juego. El propio juego es un puzzle en sí mismo. Se trata de llegar vivos a Constantinopla. Todo lo que no sea eso será un fracaso. Pero para lograrlo tendremos que estar atentos a lo que sucede a nuestro alrededor: escuchar conversaciones, dialogar, encontrar objetos y escondites, registrar camarotes, incluso pelear.

El original concepto de juego en tiempo cuasi-real que tiene TLE lo hace ser una aventura muy especial, pero también puede ser muy estresante para el jugador medio. A esto se le une el hecho de que los objetivos no están claros, y se echa de menos una voz en off del propio Cath que nos dé una pista de por dónde continuar. A veces aprendemos lo que hay que hacer solamente cuando ya estamos muertos... Por otro lado la trama tiene gran interés, pero su desarrollo está descompensado: hay momentos de inactividad donde podemos explorar a nuestro antojo, y otros en los que hay que hacer tantas cosas a la vez que es fácil perderse algún detalle, y de pronto estamos muertos. Entonces comprendemos que hay que rehacer dos o tres horas de juego (no reales) para que todos los acontecimientos salgan como es debido. Por tanto no es raro que el jugador se sienta estresado (incluso en el manual reconocen que esto es posible, y nos recomiendan ¡RELAX!...) y ese estrés nos puede llevar a perder el placer de disfrutar de todo lo bueno que TLE nos ofrece.

Por eso os dejo algunos consejos para disfrutar de esta desafiante aventura:
- antes que nada lee el manual y familiarízate con las características del juego.
- sumérgete en tu personaje, para actuar correctamente debes SER él, y pensar como un pasajero.
- consigue cuanto antes el listado de pasajeros y camarotes. Saber quién es quién y qué desea cada cual te dará la clave sobre cómo actuar.
- presta atención a lo que dicen los otros pasajeros. Espía sus conversaciones o intenta entrar en sus camarotes.
- si mueres y vuelves atrás, significa que has hecho algo mal, o que has dejado de hacer algo importante. Las circunstancias de tu muerte te darán la clave sobre el porqué.
- no hay dos caminos iguales en TLE, así que disfruta del tuyo y si fracasas, intenta cambiarlo. ¡Suerte!

MINIFICHA:
Perspectiva : 1ª persona
Acciones : usar objetos en inventario; tener conversaciones (diálogos cinemáticos); pelear.
Duración : larga (rejugable).
Dificultad : media-alta.
Idioma: voces en español (no subtítulos)


VALORACIÓN: Un enorme puzzle en el tiempo (lo que dura el viaje) y el espacio (constreñido del tren)

WEB OFICIAL:aquí

SAVEGAMES:aquí


5 comentarios:

arrakis dijo...

Excelentes los dos últimos regalos al análisis

ArTBoL dijo...

Es el juego que mas veces he comenzado y nunca he terminado. Como bien dices puede llegar a ser extresante.
Un saludo y a ver si lo termino :)

Alternati dijo...

Esta es una aventura que siempre he tenido ganas de empezar pero siempre me he echado atrás por el sistema de juego, porque como dices hay que cogerlo con calma para disfrutarlo.

Después de leer el análisis me entrán ganas de jugarlo, aunque ahora no es el momento xDD

Excelente análisis. Saludos !!

PD: No me llegó ningún correo avisando que había un nuevo análisis, ¿lo mandastes esta vez o simplemente a mi no me llegó?

Anónimo dijo...

Es para mi, sin duda, la mejor aventura gráfica de todas a las ke he jugado. Ni monkeys, ni brokens, ni grims, ni leches...
THE LAST EXPRESS!!!!

Un juegazo me lo he pasado ni se las veces de mil formas, haciendo y dejando de hacer cosas y hace poco vi un dialogo de Robert con los serbios en su kamarote ke nunca había visto.

Una obra maestra con todas las letras. Un juego para usuarios avanzados. Lo de la paciencia...bueno yo me lo pasé sin guía y la segunda noche en el tren me la pasé en vela esperando ver que hacía el ruso con su "juguete" y nada... ahí si que desesperé. Además, llegando hasta el final CD3 tuve un lapso con la captura del insecto (hablando en clave) y el sistema de juego me hizo retroceder hasta el CD2.A punto de desesperar?si, pero merece la pena y mucho.

De los mejores análisis ke he leido de este juego pero (aunke demuestras ke te ha gustado) te kedas un poko korto kon los piropos.jejejeje

KEREMOS SEGUNDA PARTE YA!!!!
¿ALGUIÉN ME OYEEEEEE?

-etxe-

el lobo dijo...

Etxe, TLE no me gusta, ME ENCANTA! Lo guardo como oro en paño para rejugarlo en tiempos de sequía...
Saludos